Estás caminando por una tabla muy fina, de repente resbalas y caes al vacío… Corres y corres detrás de un autobús y nunca llegas… Intentas chillar para salvar a alguien de una muerte horrible y no te sale la voz… Si estos sueños te son familiares es porque de vez en cuando has sufrido pesadillas. Hay algunas que son más recurrentes y que no paran de repetirse noche tras noche cuando nos metemos en la cama, pero, ¿cuáles son los motivos por los cuales las sufrimos? En este post vamos a hablar del porqué de las pesadillas y de cómo evitar tenerlas.

Según la American Academy of Sleep Medicine (AASM) el 4% de la población adulta ha sufrido una pesadilla en los últimos tres meses. La incidencia en niños es mayor: uno de cada cuatro infantes ha experimentado un mal sueño en el mismo período de tiempo.

¿Qué son las pesadillas?

El director del Instituto de Investigaciones del Sueño, Diego García-Borreguero, en el medio nacional de El País las definió como “ensueños cargados de ansiedad”. Tienen lugar durante la fase REM, cuando estamos sumidos en un sueño muy profundo, aproximadamente en la mitad del sueño.

García-Borreguero explica que durante el periodo Rem se produce una reelaboración de los recuerdos adquiridos, es decir, una reorganización de la memoria que consolida toda la información archivada durante la jornada y la almacena. “Las pesadillas se producen cuando esta reorganización se une a una hiperrespuesta empática en la que se incrementa la actividad cardíaca y respiratoria y todas las respuestas comunes al estrés”, detalla.

pesadillas_cerebro

¿Por qué tenemos pesadillas?

Las pesadillas tienen su origen en la psiquiatría y en la neurología. Padecer enfermedades como depresión e insomnio hace que se tengan más pesadillas, pero también pueden derivarse de un trastorno de estrés postraumático causado por un episodio grave que haya sufrido la persona, como una violación, un robo, un accidente automovilístico…

Pueden estar ligadas también a trastornos obsesivo-compulsivos y esquizofrenia, o incluso, pueden ser fruto de la medicación para tratar las enfermedades anteriores. Aún no se tienen datos suficientes para saber exactamente qué las origina, pero estas son algunas de las causas.

“Tener pesadillas no implica directamente que tengas una enfermedad, sino que es más posible que puedas padecerla antes que otra persona que no las tiene”

La mayor parte de la población que tiene pesadillas es por fatiga, estrés e insatisfacción personal. Un estudio de la Universidad Yil de Turquía demostró que las personas que trasnochan más tienen este tipo de sueños mucho más que los madrugadores.

Por este motivo, la principal causa de sufrir pesadillas de forma recurrente que existe es la falta de un descanso profundo provocado por una mala higiene del sueño. ¿Qué tienes que hacer para solventar el problema y dejar de despertarte cubierto en sudor y angustiado? Acuéstate antes e intenta dormir bien, las pesadillas desaparecerán y tú podrás dormir a pierna suelta.

Ventajas de comprar en Colchón Exprés

Pruébalo

100 días para probar tu colchón

Financiación

Hasta 40 meses sin intereses

Entrega Exprés

En menos de 24h/72h

Transporte Gratis*

En toda la península

Todo lo que necesitas

Hasta el 60%

Colchones

Hasta el 30%

Somieres

Hasta el 50%

Canapes

Hasta el 10%

Almohadas

Suscríbete a nuestro boletín
91 677 69 46

Pin It on Pinterest