Si estas leyendo este artículo, es porque estás valorando comprar un canapé abatible.

Las ventajas de comprar un canapé abatible como cama frente a otras soluciones de camas convencionales, bases tapizadas o somieres sencillos, son muchas, pero la más evidente es el espacio extra que supone en nuestro dormitorio.

Hemos de tener en cuenta que, cuanto más espacio dispongamos más espacio ocuparemos, y si tenemos armarios… siempre estarán llenos.

“El canapé surgió como solución a los problemas de espacio, para poder aprovechar el hueco inútil de debajo de la cama.”

Comprar un canapé abatible es una solución para desalojar espacio en los armarios con la ropa que no es de temporada, también podemos guardar ropa de cama, u objetos que no usamos frecuentemente.

5 elementos clave para comprar un canapé abatible

Hemos de tener en cuenta que a la hora de comprar un canapé abatible lo importante no debe ser ni la firma, ni el acabado (polipiel, piel, acolchado o de madera).

Lo esencial de nuestro canapé ha de ser la estructura, que se muestre resistente, y el fondo del canapé sea sólido (lo suficientemente sólido cómo para soportar el peso de lo que guardemos en él sin que se deforme o deteriore).

Además, el sistema de apertura de nuestro canapé y los cajones que tenga en su interior, han de mostrar un sistema fácil y cómodo de abrir, a la vez que seguro (cuando estamos manipulando los objetos del interior del canapé, hemos de estar seguros de que la tapa no se nos vendrá encima); y la distribución de los espacios ha de ser lo suficientemente cómoda como para manipular y organizar el interior con facilidad.

Por ello, os vamos a  indicar las 5 cosas más importantes en las que debemos fijarnos a la hora de comprar un canapé abatible.

 

ESTRUCTURA Y ALMACENAJE

La estructura del canapé abatible se presenta en dos partes, la interior y la exterior. Lo más importante es que el canapé tenga una estructura exterior robusta, firme y resistente, para que garantice que con el uso continuado del mismo permanecerá inalterado, que no se deformará con el peso que pongamos sobre él y en su interior.

El interior, si es posible, mejor que esté reforzado, para que nuestro canapé duré mucho más tiempo en perfecto estado. Os recomendamos que la estructura esté fabricada con materiales fuertes, como el acero, aglomerado o madera de gran resistencia.

El almacenaje vendrá determinado por la altura lateral del arcón y la profundidad del fondo del mismo, esa será la capacidad útil de almacenaje.

 

APERTURA

A la hora de comprar un canapé abatible uno de los principales detalles que debemos considerar es la sencillez o facilidad de apertura. A la hora de abrir el canapé y cerrarlo, hemos de poder realizar esa operación sin dificultad o esfuerzo físico.

El sistema de apertura más recomendable es el de pistones de gas de fácil apertura. Son silenciosos y de gran resistencia. Podemos encontrar distintos modelos en el mercado, pero una apertura semi-automática hidráulica que nos facilite esos movimientos sería lo ideal.

La apertura puede ser frontal o lateral (desde los pies de la cama o por el lateral de la misma). Es importante que valores la dirección de la apertura, porque si es lateral, has de considerar espacio suficiente en tu dormitorio como para poder abrirlo hasta el final sin problemas.

 

COMPATIBILIDAD

No todas las bases o canapés son compatibles con todos los tipos de colchones. Si tenemos un colchón viscoelástico, de muelles o de distintas espumas, podremos usar bases y canapés casi de cualquier tipo.

Por le contrario en caso tengas un colchón de látex, no será compatible con canapé alguno, pues ese tipo de colchones necesitan un soporte de somieres de láminas que permitan la ventilación del material de forma fácil y constante, por lo que no se recomiendan las bases tapizadas.

Otro pequeño detalle que debemos verificar es que la medida del canapé ha de ser compatible con el colchón que tengamos (ni más grande, ni más pequeño). Existen modelos de canapés abatibles individuales, de matrimonio, infantiles en todas las medidas.

 

SEGURIDAD

Un canapé seguro ha de ofrecer una buena estabilidad. Por lo que cuánto más pese, mejor (se desplazará menos ante posibles movimientos en la cama).

En caso de elegir un canapé abatible con base tapizada, el tejido utilizado debería ser antideslizante, para evitar desplazamientos del colchón mientras que dormimos.

Normalmente, se recomienda que el canapé incluya una varilla de sujeción para el colchón, que nos aporte seguridad a la hora de abrir el canapé para que el colchón no se nos venga encima.

 

GARANTÍA

Elijas el modelo de canapé que elijas, has de solicitar garantía del producto. Los certificados de calidad que aseguran que el trabajo del producto se lleva a cabo de una manera efectiva y adecuada, como los certificados ISO 9001, la calidad certificada, o la facilidad de devolución en caso de no cumplir con las promesas realizadas por el vendedor, son importantes a la hora de decidirnos para comprar un canapé abatible en un sitio u otro.

Todo modelo de canapé debe tener la garantía del fabricante, que otorgue calidad y durabilidad del producto, y además, por ley y, en general, ha de ser como mínimo de 2 años.

Ventajas de comprar en Colchón Exprés

Pruébalo

100 días para probar tu colchón

Financiación

Hasta 40 meses sin intereses

Entrega Exprés

En menos de 24h/72h

Transporte Gratis*

En toda la península

Todo lo que necesitas

Hasta el 60%

Colchones

Hasta el 30%

Somieres

Hasta el 50%

Canapes

Hasta el 10%

Almohadas

Suscríbete a nuestro boletín
91 677 69 46

Pin It on Pinterest